10 preguntas que debes hacerte antes de someterte a un LIFTING FACIAL

  |   Cirugía Estética Facial, Estética facial

10 preguntas que debes hacerte antes de someterte a un  LIFTING FACIAL.

Nuestros cirujanos responden

 

1º ¿Qué es?

El paso del tiempo, la predisposición hereditaria, enfermedades como la depresión,  hábitos socio-culturales inadecuados como la exposición prolongada al sol, el estrés, alteraciones de la nutrición y el sueño o el consumo de alcohol y tabaco, entre otros factores, producen  alteraciones en la piel, músculos, grasa y huesos  (muchas veces de forma simultanea) de todo el cuerpo pero particularmente visibles en la cara. La piel pierde elasticidad, textura y grosor. Los músculos pierden tono y se adelgazan. La grasa sufre un proceso de reabsorción y desplazamiento desde estructuras internas hacia las más  externas y declives. El hueso se reabsorbe agrandándose los orificios  naturales, como la órbita mientras otras estructuras como los pómulos se aplanan. La consecuencia final del proceso es la caída gradual de los tejidos blandos, con la aparición de arrugas, surcos, pliegues y perdida del óvalo. En algunos casos, puede llegar a provocar una desincronización entre la edad aparente y la cronológica.

 

El lifting facial, o  ritidectomía, es la intervención quirúrgica  que  actúa sobre todas las estructuras a la vez, recolocando  al mismo tiempo músculos, grasa y piel permitiendo mejorar las secuelas que el envejecimiento deja en la cara y el cuello, obteniendo un resultado natural y duradero.

 

El abordaje quirúrgico del rostro requiere formación y experiencia, así como, conocer las nuevas técnicas y recursos que permiten obtener los mejores resultados.

El lifting facial es necesario entenderlo desde sus múltiples variantes:

 

Lifting frontal o del tercio superior

Estiramiento de la frente completa, eliminación de arrugas del entrecejo y elevación de las cejas, consiguiendo mejorar notablemente le aspecto triste, cansado o de enfado.  La incisión se realiza por dentro del pelo en la zona alta de la frente, y es muy importante estirar no solo la piel sino en este caso los músculos de la zona.

 

Lifting temporal o del tercio medio

Estiramiento de las zonas laterales de la frente con la finalidad de elevar la última parte de las cejas. Puede combinarse con la cirugía de los párpados (blefaroplastia),  de la nariz (rinoplastia) o con la proyección de pómulos (grasa o prótesis), si así se requiere. Las incisiones se realizan alrededor de las orejas para que queden ocultas.

 

Lifting cérvico facial o del tercio inferior

Estiramiento y elevación del cuello y toda la cara hasta la zona temporal, sin incluir el lifting frontal. Consigue mejorar notablemente la zona de la órbita, los párpados y el surco nasogeniano. Puede combinarse  con la cirugía de rejuvenecimiento  del lóbulo de la oreja, proyección del mentón (grasa o prótesis) o con la liposucción de la papada. Las incisiones, como en el caso anterior se realizan alrededor de las orejas para que queden ocultas.

 

2º ¿A partir de que edad es indicado hacerlo? 

No hay una edad determinada. Para obtener un buen resultado es fundamental que este bien indicado, y esto sucede cuando hay un exceso importante de piel (flacidez), es en este punto donde el  resultado será brillante. Podríamos decir que no hay una edad determinada para hacerlo sino que el momento adecuado es cuando la piel y el paciente lo consideran oportuno.

 

3º ¿Cambian mucho las facciones?

Si se hace correctamente no, ya que la finalidad del mismo es reposicionar estructuras no modificarlas, solo si se realiza un estiramiento exagerado o muy repetitivo se corre el riesgo de tener cambios no deseables y poco naturales. Hay que advertir que los primeros días y  como siempre que se actúa sobre la cara es normal que nos vemos extraños, debido a la inflamación que poco a poco irá remitiendo.

 

4º ¿Dónde  se realiza?

 Siempre en quirófano, puede realizarse con anestesia local y sedación o con anestesia general, dependerá del tipo de lifting facial y las características de cada paciente. El paciente se queda ingresado una noche, habitualmente se recupera la normalidad a partir de las dos semanas.

 

5º ¿Cómo se realiza?

Se realiza en un solo acto quirúrgico, previo estudio minucioso y planteamiento de la técnica. La técnica consiste en la reposición de los músculos,  la  grasa (es muy importante para lograr una mayor duración) y la piel, cuyo sobrante  se retirara mediante una incisión que se realiza por el interior de las líneas naturales que existen en la oreja y continúa alrededor del lóbulo, con la finalidad de camuflar las cicatrices. En algunos casos, es necesario realizar un incisión submentoniana si el cuello así lo requiere. La suturas se cierran dejando drenajes para facilitar la salida de exudados y prevenir hematomas. Finalmente, se realiza un vendaje que se retira  al día siguiente. El paciente sale del hospital con inflamado pero sin vendajes.

Tras el lifting facial, es normal que el rostro esté inflamado y presente hematomas. Siguiendo las instrucciones del médico, estos efectos durarán entre 10 y 15 días.

 

6º ¿Qué debo hacer antes de realizar al intervención?

  • Un examen preoperatorio, según edad y características personales incluirá analítica, ECG, Rx, según el criterio del anestesista.
  • Evitar el alcohol y comidas muy pesadas tres días antes de la cirugía.
  • Evitar cualquier pérdida de peso, incluyendo la toma de diuréticos.
  • No tomar medicamentos que contengan ácido acetilsalicílico, ni Vitamina E. Consultar con el cirujano cualquier medicamento que tome habitualmente.
  • No fumar ni exponerse  al sol desde las dos semanas anteriores a la intervención, pues el tabaco y el sol interfieren muy negativamente la cicatrización de la herida.

 

7º ¿Qué cuidados debo tener tras la intervención?

  • Las primeras horas deberá hacer reposo y aplicarse frio.
  • Se le pautará las normas de higiene y medicación más apropiada según sus características.
  • La retirada de los puntos (7-8 días) y las curas se realizan en Clínica Vega.
  • Debe intentar llevar una alimentación sana y ligera.
  • Aunque no es muy doloroso, es normal que los primeros días tenga la sensación cara “acolchada”, que irá desapareciendo progresivamente.
  • Debe evitar el tabaco durante las dos semanas posteriores y el sol hasta que el cirujano lo indique (3 meses).
  • Debe permaneces en reposo relativo al menos durante 2 semanas.
  • En Clínica Vega le pautaremos los cuidados posteriores más adecuados a su caso: Drenaje linfático, Indiba®, etc.
  • Es muy importante tener presente que el postoperatorio tiene diferentes etapas por las que hay que ir pasando.

 

8º ¿Cuánto tiempo dura el efecto?

Si bien el lifting facial genera un proceso de cicatrización que ralentiza el efecto del paso del tiempo, en ningún caso lo detiene. Por este motivo, el posterior envejecimiento y la acción de la gravedad continuarán actuando sobre las estructuras faciales, por lo tanto, no será un resultado definitivo. El resultado dependerá en gran medida del estado previo de la piel, la edad y los hábitos de vida.


9º ¿Qué riesgos existen al hacerse un lifting facial?

Como cualquier intervención quirúrgica, tiene los riesgos comunes a todas: edemas, hematomas, infección o reacciones anómalas a la anestesia.

Los riesgos específicos, son muy poco frecuentes, entre ellos: lesiones de las  estructuras faciales profundas o de los nervios motores de la cara.

Como en todo proceso quirúrgico es muy importante la formación y experiencia del cirujano, incluso para desaconsejar la intervención si considera que no puede garantizar un resultado eficaz, duradero y seguro.

10º ¿Cuándo será posible hacer vida normal?

Normalmente es posible reanudar la vida social y laboral a partir de las 2-3 semanas.

 

Para más información hacer clic aquí

 

Fuente: Clínica Vega